• Surtido adecuado en cantidad, calidad y variedad

    Son la clave tanto para un buen buffet como para un catering.

  • Buena distribución y disposición

    Es muy importante que tengas en cuenta como distribuyes el espacio y el producto en él.

  • Ambiente lo más agradable posible

    El objetivo es dar un aspecto seductor a la exposición del producto para promover tu imagen.

  • Abundancia y variedad en la exposición de producto

    Haz rotaciones de producto para disimular huecos y no mostrar posibles ausencias de referencias, y así transmitirás a tus clientes que tu producto es apetitoso y delicioso.

//