Fripan
La compañía ofrece un salto en sus gamas de bollería Premium, elaborándolas mediante un proceso de largos reposos y con ingredientes de alta calidad, entre los que destaca la mantequilla

Europastry ha presentado el nuevo proceso de elaboración Viennoiserie Caprice para sus líneas de bollería premium, que supone una nueva escalada en la calidad de sus productos más selectos, en línea con el espíritu de mejora e innovación que caracteriza a la compañía.


Viennoiserie Caprice nace como un sello de calidad que garantiza el mejor proceso de elaboración para los productos de bollería de alta gama de las marcas de Europastry que lo llevan: Fripan, Frida y Yaya María. La clave de Viennoiserie Caprice es haberse inspirado en el saber hacer de los boulangers de antes aplicando las tecnologías de hoy, una filosofía que ha dado lugar a una línea de producción única en Europa.


Este sello asegura un resultado excelente a base de ingredientes de alta calidad -requisito indispensable es que todas las variedades se elaboren con mantequilla- y un proceso que contempla largos reposos de las masas. El resultado es una bollería esponjosa y tierna, con un hojaldrado crujiente y de capas más marcadas, atributos propios de un producto Premium que no solo se perciben en el sabor sino también en la apariencia, con una gran presencia y un color más intenso.


Con Viennoiserie Caprice, Europastry pretende -tal y como hace con su gama de pan gourmet Gran Reserva- superar las expectativas y necesidades de sus clientes, que se reparten entre el canal horeca (hostelería, restaurantes y cafés), la gran distribución y el canal tradicional (panaderías).

← Volver